19 abril 2009

Amor y Evolución Espiritual

Hola a todos, queridos amigos de la Luz. En este mensaje vamos a hablar del Amor desde el punto de vista Espiritual. Es necesario comprender el Amor desde su origen y desmitificar algunas creencias primitivas de nuestra sociedad. Empecemos. La entidad conocida popularmente como "Dios", al que yo le llamo Eón, “El Todo Absoluto” o el “Creador del Universo” es el ser del Amor, la fuente de la existencia y su propósito es la Evolución Espiritual Eterna. Nosotros los seres humanos somos Seres Espirituales y nuestra esencia es el Amor, porque somos creaciones de Eón. Nuestro objetivo como Seres Espirituales, es la Evolución Personal y la Evolución Global a través del Amor y el Servicio. Cada Espíritu es una pequeña parte de Eón, quien es la máxima expresión del Amor.

Por lo tanto el odio no existe realmente (no es parte de nuestra esencia), el odio no es un sentimiento, es una emoción. Ningún ser de la creación puede “sentir odio” en realidad y menos aún “vivir en estado de odio permanente”, ya que nuestra naturaleza como seres vivientes es el Amor. Las emociones negativas que existen y pueden parecerse al odio son el desprecio, el rencor, la agresividad o la indiferencia, que son emociones temporales y no sentimientos. Las emociones positivas nos llevan al Amor, son el cariño, la lealtad, la bondad, la compasión y muchas más. El sentimiento más elevado que existe es el Amor.

El Amor se divide en 2 tipos: El Amor Personal y El Amor Impersonal. Hablamos de Amor Personal cuando en una relación afectiva (amistad, pareja, etc..) damos y recibimos. El Amor Impersonal en cambio no es específico, se aplica a todos y se expresa sólo en el dar voluntariamente, sin esperar recibir. Ambos tipos de Amor son verdaderos y deben ser practicados equilibradamente. El “Enamoramiento” no es Amor Verdadero como muchos creen, porque está basado sólo en una emoción temporal, en una atracción que produce un apego desmedido hacia una persona que deseamos. El Amor Verdadero es el que se mantiene, el que permanece firme, al contrario del enamoramiento que es fugaz.

Por un error de interpretación se piensa que aquella persona emocional ama más que la persona no emotiva, porque, también por un error de interpretación se piensa que la persona no emotiva es fría, que no ama. El campo emocional es un amor de necesidad y no el verdadero amor. Es el amor del “te quiero”, del “te extraño”, del “te necesito”. No es el espíritu el que necesita. El espíritu no necesita nada, porque se nutre del amor del Absoluto (El Creador). El que necesita es el Ego. Por eso el campo emocional sufre cuando la persona es abandonada, cuando un amigo lo traiciona, cuando una pareja lo deja, cuando un hijo lo desprecia, cuando una madre no lo entiende. Y al Ego le encanta hacer el rol de víctima y además lo usa para manipular. De esta manera el Ego va revelando todas las falencias de la persona, porque el ego necesita ser querido, ser mimado, ser contemplado, ser alabado, ser felicitado. El espíritu no necesita nada de eso, porque el espíritu tiene como objetivo servir.

La parte más importante del Amor es el Servicio Espiritual. Llamamos “Servicio Espiritual” al dar, a entregar lo mejor de nosotros para hacer una buena obra, para continuar la Evolución Espiritual personal y colectiva. El Servicio Espiritual es Amor hecho obra. Recuerden la máxima del maestro Jesús: “Ama a tu prójimo como a ti mismo”. El quiso decir que primero hay que amarse a uno mismo, porque quien no se ama a sí mismo, no puede amar a los demás. Quien nada tiene que entregar, nada puede esperar obtener. Sólo dando se puede recibir, primero hay que dar. Todo lo que entreguemos al Cosmos, se nos devuelve multiplicado.

El Amor es también la conexión entre el Espíritu y el Universo, mientras más conectado esté tu Espíritu con el Universo, más Amor serás capaz de experimentar. Abre tu Espíritu, expande tu conciencia y derriba las barreras que te impidan actuar positivamente en este plano físico. Practica el dar y recibir Amor con intensidad (especialmente el dar) y sentirás el goce, la alegría que es vivir naturalmente como el ser espiritual que eres. Los seres humanos debemos actuar con Inteligencia y Sabiduría en nuestras vidas para triunfar y lograr la verdadera felicidad. El Camino de la Luz es nuestra misión más importante. No seamos sólo espectadores de la Nueva Era, seamos protagonistas de ella. Un abrazo y hasta el próximo mensaje :-)

-

2 comentarios:

DavidLight dijo...

Esta es una nota que considero importante agregar, especialmente pensando en los buscadores de la verdad más jóvenes que suelen tener una gran consideración por este tema :-) amigos y amigas, no se preocupen si no han encontrado el “amor personal ideal” de pareja, ese no es el máximo nivel de amor como hemos visto en este mensaje (hay otros tipos de amor iguales y también superiores en importancia e intensidad), mi consejo es que lo consideren como algo extra u opcional en sus vidas. No se dejen influenciar por la propaganda materialista que difunden los medios de comunicación, como la TV, Internet, la Música, el Cine, etc… todos esos medios son comerciales y por supuesto “venden” directa o indirectamente la idea de que el amor de pareja es fundamental para ser feliz. Nada más lejos de la verdad. La felicidad viene siempre desde el interior, no del exterior de la persona.

Nunca dependan de otros para ser felices, sean independientes y confíen en su fortaleza espiritual, que los llevará a conocer los “Secretos del Cosmos”, sólo revelados para quienes buscan trascender en la vida. Es posible, efectivamente, que en esta presente encarnación encuentren a su pareja ideal (un alma gemela, que pueden ser miles y no una sola como han creido erróneamente algunas personas), más nunca será la vía para alcanzar la plenitud del espíritu, sino más bien una pequeña ventana para contemplar lo infinito, el verdadero amor. También es posible que encuentren espíritus afines o no afines y tengan dificultades o no sea satisfactoria la relación, o que tengan que pasar por muchas experiencias e inclusive también está la posibilidad de que en esta vida simplemente no sea su destino, según su Karma, encontrar el amor ideal de pareja.

Otro detalle a considerar son los hijos, tenerlos es una hermosa oportunidad de servir y un motivo de felicidad, pero tampoco es una “garantía” de éxito en tu vida espiritual (al igual que no lo es tener una buena pareja), es importante aclarar esto porque son temas diferentes y algunas personas suelen confundirlos. La vida espiritual debe ser practicada en todo momento y en base a las enseñanzas correctas de la Nueva Era, que es nuestro máximo ideal para esta humanidad. Por eso os digo queridos hermanos y hermanas en la luz, no os preocupéis, que si es su destino tener una pareja ideal, esta seguro llegará y si no lo es, simplemente no será su experiencia en la presente vida. El Cosmos es un sistema infinito creado para nuestra Evolución y cuenta con principios bien definidos, es una gran escuela de aprendizaje espiritual. Saludos, mucha luz y felicidad interior para todos :-)

Acuarius dijo...

Un abrazo amigo cósmico